La ambigüedad de los bancos centrales no ayuda a los inversores


banco-central-europeo-bceLas actas de la última reunión del BCE resultaron más neutrales de lo que algunos esperaban…. Y en el fondo coincidió con el mensaje de su presidente en una conferencia el viernes pasado….

Esperanzando en la evolución económica, pero aún valorando la debilidad de la recuperación de las expectativas de inflación. ¿Conclusión? Es preciso mantener el soporte económico de unas condiciones financieras favorables. “El BCE seguirá actuando, con flexibilidad, usando todos los instrumentos posibles dentro de su mandato”. Esta es la conclusión que nos dejó el presidente de la Institución.

Con todo, tanto el presidente del BCE, como las actas de la última reunión admitieron que en diciembre podrían estar en mejor posición para valorar el escenario.

El presidente del Buba nos recordaba también el viernes pasado la temporalidad de las medidas expansivas no convencionales, y ha recordado, repetido más bien, que algunas fuentes de inflación no han desaparecido.

¿Inflación? Otro consejero del BCE, Mersch, consideraba que por el momento no hay indicios claros de inflación. Pero, también advertía de los efectos indirectos (costes) de las medidas expansivas, y cuanto más tiempo se mantenga el carácter expansivo de la política monetaria, mayores serán los riesgos derivados de estos costes. Por ejemplo, sobre el sector financiero. Pero también puede llevar a una asignación ineficiente de recursos, distorsión en su gestión.

Esperemos a diciembre.

Pero también hemos escuchado a otros bancos centrales en los últimos días.

El gobernador del Banco de Japón (BoJ) justificó el viernes ante el Parlamento la reciente compra de papel a tipo fijo, defendiendo una estabilidad en la curva de tipos. Es importante poner un suelo en el tipo de interés de 10 años en niveles nulos, pero no es deseable un rápido repunte. El subgobernador del Banco de Inglaterra (BoE) consideró que pueden tolerar un aumento de los precios importados, ante la caída de la libra.

El objetivo es evitar un aumento del desempleo. Pero es la Fed la que atrae ahora todas las miradas. Bullard, Dudley, Fisher… Mmás relevante el mensaje de la presidenta de la Fed el jueves pasado: una subida de los tipos de interés oficiales podría ser apropiada relativamente pronto… si los datos futuros confirman el cumplimiento de los objetivos de la Fed.

Pero, también añadió, si se aplaza demasiado en el tiempo la subida de tipos luego podría ser necesario tensionarlos más rápido después. Sobre el resultado de las elecciones presidenciales, la presidenta de la Fed consideró que hay mucha incertidumbre sobre las políticas del nuevo Gobierno y esperará a conocerlas antes de valorar su impacto en las perspectivas económicas.

¿Y los mercados ante toda esta información? Ya saben que los mercados viven de expectativas, de anticipar el futuro.

Durante la semana pasada, según los datos de Citi, hubo salidas de dinero de los fondos de renta fija a nivel mundial por 18.000 millones de dólares y compras por 27.500 millones de los fondos de bolsa, pero centrados casi de forma exclusiva en la bolsa estadounidense, ccon el sector financiero como uno de los más relevantes motores de subida.

Tras la publicación de los precios de octubre en Estados Unidos (1,6% el índice general y 2,1% anual la subyacente), el breakeven 5 años repuntó hasta niveles de 1,73% y 1,9% el 10 años. La rentabilidad del treasury 10 años subió hasta niveles de 2,28%, el tipo de interés mayor en lo que llevamos de año. Más de un punto porcentual por encima de los niveles previos al verano…

Dicen que los mercados siempre tienen razón con la información existente. Que no tiene por qué ser la mejor información o la más fiable. La ambigüedad que escuchamos desde los bancos centrales no ayuda a mejorar la base de información para los inversores.


tec_letras_png